Consejos y tips de vinos

Restaurantes finolis y 3 pautas para elegir bien el vino -VINISTAS TV-Episodio 72

Ruth de Andrés Ruth de Andrés | 8 junio, 2017

¿Quién no ha estado en la situación de ir a un restaurante finolis y que la mesa decida que eres tú el que elige el vino? Para salir airosos de esta situación os vamos a dar 3 consejos, Vinistas.

¿Quién no ha estado en la situación de toparse con el vino en restaurantes finolis ( o pijo, vaya) y que la mesa decida que eres tú el que elija el vino?. Para salir airosos de esta situación Ruth de Andrés nos deja 3 vídeo consejos, Vinistas.

El vino en restaurantes

Como ya hemos dicho, estáis en esos restaurantes muy buenos y de mucho protocolo, con gente que además no conoces mucho y deciden que seas quién debe tomar esa decisión. ¿Que vino bebemos? Y allí se presenta el sumiller con una biblia de 400 referencias y tú que no sabes ni por donde empezar. Veamos.

En primer lugar

Pregunta a la mesa. Si hay alguien que no le guste el vino blanco, el tinto o que tenga alguna preferencia. Si es posible, que te indiquen también un poco qué van a elegir: carne (ya os hablamos de la carne y vino tinto), pescado o quizá unos entrantes para compartir y luego un segundo plato… Tampoco descartes pedir 2 o más vinos si la mesa es muy grande.

En segundo lugar

Llama al sumiller. Incluso si es muy estirado. No intentes ponerte a su nivel con preguntas rebuscadas incluso pedantes sino intenta claramente exponer lo que necesitas.

Y luego da idea sobre tus gustos personales si realmente la carta se escapa a tu capacidad. Sencillo: dí lo que te gusta: si son los verdejos, o vinos que no tengan mucho tanino, o si os gusta la uva Merlot … en fin algo que oriente al sumiller. No pasa nada. Como tampoco pasa nada si le das una idea de lo que te quieres gastar. Ni es de mal gusto, ni a él le va a parecer algo extraño.

En tercer, pero no menos importante, lugar

Comparte tu decisión con la mesa. Qué has elegido y por qué. Sencillamente. Trata de dar 4 pinceladas breves sobre el vino o vinos elegidos, sin tampoco tratar de dar una clase magistral, para que todo el mundo se haga una idea del vino que van a probar.

Lo que es seguro es que no hay nada como ser natural para salir airoso de estas situaciones.

No olvides dejarnos tus comentarios si tienes cualquier duda, consulta o incluso si nos quieres proponer algún tema para que tratemos en nuestro blog o en nuestro canal de Youtube.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *