Consejos y Tips de Vino

Vinos cotidianos para comidas cotidianas, IV

Ruth de Andrés Ruth de Andrés | 1 marzo, 2017

El cuarto capítulo de nuestra serie de vinos cotidianos para comidas cotidianas. Hemos buceado en internet y le hemos preguntado a Google cuáles son nuestras comidas más tradicionales y este es el raking: cocido, tortilla de patatas y gazpacho.

Seguimos con nuestra serie de vinos cotidianos para comidas cotidianas.
Hemos buceado en internet y le hemos preguntado a Google cuáles son nuestras comidas más tradicionales y de todas las listas que hay, hemos entresacado estos tres:

Cocido: cotidianos de los de antes

Buscamos el acorde para sus múltiples versiones regionales, el maragato, el madrileño, el montañés, las ollas, incluimos también la famosa escudella y can d’olla catalana. No todos llevan los mismos ingredientes pero la esencia es la misma: verdura, legumbre y una porción potente de carne de cerdo.

Es un guiso potente, sabroso y con muchas texturas y aromas mezclados. No nos vamos a poner a desgranarlos porque se nos haría la boca agua. Pero desde la sopa hasta la carne, pasando por los garbanzos todo pide vino tinto.

  • Los garbanzos tienen una textura harinosa, como todas las legumbres
  • La carne que se usa (oreja, tocino, chorizo…) es particularmente gelatinosa, así que nada como un tinto.

Así que no lo dudéis.

  • Si el cocido se basa más en la carne, podéis optar por un tinto más envejecido. Por ejemplo un crianza o incluso un reserva, si la ocasión lo merece. También si lo tomáis a la manera maragata, es decir la carne lo primero.
  • Si por el contrario, sois más de sopa, berza y garbanzos, pues entonces podéis iros a un tinto más jovencito, sin tanta complejidad. Donde los aromas más frescos del vinos os irán de maravilla con la ligereza de verdura y los garbanzos.

A mi personalmente me encanta con un vino de Toro. Me parece que la textura potente y rugosa del vino va genial con la textura harinosa de los garbanzos y el sabor amargo de la berza. Por no decir lo bien que va con la carne y el tocino.

Tortilla de patata: el cotidiano socorrido

Habíamos explicado que cuando hablamos de huevos, tenemos que fijarnos en la textura a la hora de maridarlo.

Da igual si en tu casa la dejáis menos cuajada, si ponéis mucha cebolla o la patata va a cuadraditos. Siempre con tinto.

  • El huevo tiene una textura gelatinosa, que en la boca es untuosa y un poco pesada. Un blanco se pierde ahí, no es capaz de hacerle frente. En cambio el tinto le va perfecto y queda a la misma altura que el huevo.
  • Además en este caso, la patata tiene una textura harinosa que también va muy bien con el tanino del vino. Porque la sensación harinosa hace que el tanino se perciba más sedoso.

Gazpacho: algo especial

El gazpacho es de esos platos que han ganado prestigio y, desde que nos repiten lo sano que es, como que nos sabe todavía más rico.

En cada casa hay una receta, y como con la tortilla, ninguna sabe como la de la abuela.

¿Con qué vino lo tomáis? Porque no es fácil. Yo os explico la teoría y luego cada uno hace lo que le parece:

  • Con blancos no va muy bien, porque el blanco ya de por sí es ácido y con la acidez del tomate y del vinagre parece que chirría todo un poco
  • Con tintos pues como que tampoco porque entre la aspereza y el amargor el resultado no es muy allá.
  • Así que nos vamos a los vinos de Jerez. Y aquí hay muchos que hablan de vinos complejos, como amontillados u olorosos. Queda como muy sibarita. Pero la verdad que a mi me pega algo más ligero y más suave: un fino o una manzanilla. Creo que no habíamos hecho muchos maridajes hasta ahora con estos vinos, y es verdad que no son los más cotidianos en casa pero os recomiendo que os decidáis a abrirlos de vez en cuando y darles una oportunidad. Además al tener más grado alcohólico la botella se puede conservar abierta unos días.

No olvides dejarnos tus comentarios si tienes cualquier duda, consulta o incluso si nos quieres proponer algún tema para que tratemos en nuestro blog o en nuestro canal de Youtube.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *